BLOG

diciembre 3, 2018

Deshidratación de alimentos: proceso y ventajas

Hornos Industriales

Hornos industriales

editor-thc

0

¿Ya conoces todas las ventajas que puedes obtener con el consumo de comestibles deshidratados? Este proceso conlleva la eliminación casi completa del agua que contienen muchos alimentos como frutas, verduras, carne, etc. Todo esto se realiza bajo condiciones de control óptimas que producen cambios mínimos o incluso ninguno en las propiedades de dichos alimentos.

El procedimiento de deshidratación se lleva a cabo con sumo cuidado, ya que es necesario evitar que agentes patógenos o bacterianos se difundan entre los alimentos. Primero, se escogen cuidadosamente qué frutas, verduras o cárnicos son adecuados para el proceso. Posteriormente, la comida elegida pasa por un estado de blanqueamiento en el que se introduce en agua salada o vapor durante unos segundos, para después sumergirla en agua helada y al final escurrir. Otros procedimientos que se realizan son para evitar la oxidación, es decir la alteración en su color original. Finalmente, el paso más importante es el de reducir la cantidad de líquidos en los alimentos. Una opción económica pero poco productiva es el secado natural con rayos de sol, y la otra, con un alcance mucho mayor es con el empleo de hornos de deshidratación. En esta opción de calor artificial, se aplica aire caliente al producto y así se consigue la evaporación del agua en sus tejidos.

Los productos deshidratados poseen muchos beneficios ya que pueden conservar gran porcentaje de su sabor, color y consistencia durante largo tiempo y es posible volver a rehidratarlos para su consumo. Sus propiedades de nutrición permanecen casi intactas y su tamaño es compacto y de fácil traslado. Te invitamos a que conozcas más ventajas sobre este tipo de alimentos y que consultes con nosotros todas tus dudas sobre los diferentes tipos de hornos.

LEAVE A COMMENT

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.